xoves, 9 de abril de 2015

Tenemos que obligar a la realidad a que responda a nuestros sueños, hay que seguir soñando hasta abolir la falsa frontera entre lo ilusorio y lo tangible, hasta realizarnos y descubrir que el paraíso perdido está ahí, a la vuelta de todas las esquinas
Julio Cortázar

I
Ignoro o tempo que pasa
Arrastrando as horas

II
Só quero chegar a ata ti
Prenderlle lume á casa
Vela arder desde a praia
Como se un cometa caera enriba
e o mar fose o noso novo fogar

III

non atopo o chisqueiro gris

Ningún comentario:

Publicar un comentario

Licencia Creative Commons